El Agility

Slalom

El Agility

El agility es uno de los deportes caninos más conocidos por el gran público, y que suma cada día más aficionados en nuestro país. Este deporte surgió en sus inicios como entretenimiento en los grandes concursos de belleza, y está basado en las competiciones hípicas de saltos. En el agility el perro debe superar una serie de obstáculos en un orden concreto y en el mínimo tiempo posible, siguiendo las indicaciones de su guía.

El agility une velocidad y precisión, y requiere gran compenetración entre el perro y el guía. En competición no gana solo el perro más rápido, gana también el que haya cometido menos errores. SaltoAsí, si un perro hace una pista en 40 segundos, pero tira un palo, suma una falta, y le añade 5 segundos a su tiempo total, por lo que un perro que acabe el recorrido en 43 segundos pero lo haga perfecto, ganará al más rápido. Por eso es muy importante enseñar al perro a realizar los obstáculos correctamente: los saltos no deben tirarse, las zonas de contacto (empalizada, pasarela y balancín) tienen una zona al principio y al final de diferente color que el perro debe pisar si no quiere sumar otra falta. Y el slalom debe realizarse entero sin salirse en ningún momento, y entrando por el lado correcto. Por supuesto, si no se realiza el recorrido en el orden marcado, es un eliminado, y tocará probar suerte en otra ocasión.

De cara a la competición se divide a los perros en diferentes categorías según su altura, y se ajusta la altura de los saltos de acuerdo con la de los perros. Por lo tanto, tener un perro pequeño no debe frenarte,  podrá competir a su nivel. Debemos tener precaución principalmente en perros grandes, de columnas largas o de morro chato. A los perros grandes no les conviene recibir demasiados impactos por saltar en sus articulaciones, los perros de columna larga tampoco deberían saltar en exceso ni realizar ejercicios como el slalom, y los perros de morro chato deben tener cuidado con la respiración, no sofocarse demasiado y no entrenar o competir en días de mucho calor. El resto de perros pueden practicar este deporte sin problema siempre y cuando estén en buenas condiciones físicas (nada de sobrepeso o problemas veterinarios previos).

Si estáis interesados en conocer el agility, podéis acercaros a la clínica y preguntar por Oiane, estaré encantada de ayudaros si deseáis comenzar a practicar este deporte.